Curiosidades ecologia

Vuelven los envases retornables de vidrio saludables y ecológicos

Pese a la reducción de su presencia en los mercados desde hace unos años, los envases retornables podrían regresar como una medida de protección del medio ambiente.

El regreso de los envases retornables es una de las alternativas que se prevén como estrategia para enfrentar el uso de los envases plásticos y de otros materiales difíciles de reciclar.

Aunque en las últimas décadas se evidenció una disminución de la presencia de los envases retornables en mercados y bodegas. En realidad, estos envases representan una de las mejores soluciones planteadas para reducir la presencia del plástico en el medio ambiente.

Ya que a comparación de los envases plásticos – normalmente destinados para un único uso-, el envase de vidrio retornable, se creó para reutilizarse en diversas ocasiones. Un factor importante al comparar los efectos de ambas opciones sobre el medio ambiente y la contaminación generada.

Especialmente considerando el innegable impacto negativo y contaminación derivada del exceso de productos plásticos sobre la Tierra y su efectos sobre el cambio climático. Un estado que los envases retornables podrían ayudar a reducir, al regresar al consumo común.

Envases retornables: un regreso que podría contribuir al cuidado del planeta

Los envases retornables en comparación con sus pares de plástico, sin duda representan una solución más amigable con el medio ambiente. Dado que bajo determinadas condiciones puede emitir hasta un 80 % menos de gases invernadero que una botella de un solo uso.

Además, su más destacable característica radica en su reutilización, ya que pueden emplearse nuevamente hasta 20 veces. En comparación con otros envases, los cuales tras su uso deben descartarse inmediatamente. Por lo que se estima una tasa de reciclaje de vidrio en un 65%.

Estos valoren influyen de forma directa sobre la población, y es que cada vez más ciudadanos prefieren los envases retornables sobre los de plástico. Una decisión que llevó a grandes marcas internacionales de bebidas gaseosas, agua y leche a ofrecer nuevamente sus presentaciones en envases retornables de cristal.