Curiosidades Espiritualidad Medicina Natural Vida Sana

Limpieza espiritual con agua salada

El agua y la sal como limpieza espiritual

Limpieza espiritual con agua salada……

¿Conoces sobre el remedio de agua salada?

Todo aquello que afecta tu entorno, a las personas que te rodean a ti mismo, todos esos fantasmas, demonios y energías negativas pueden crearte serios problemas tales cómo depresión, malos pensamientos y te afectan incluso en tu organismo, de igual manera en esta condición puede traer a tu vida mayores complicaciones, adicciones, problemas financiero entre otros.

Es realmente difícil deshacerse de esta energía negra de una manera rápida pero puedes utilizar un remedio espiritual generalizado específicamente los llamados baños de agua salada.

Este tipo de remedio es muy sencillo y puede ayudarte a eliminar esas energías negativas y todo lo malo que aún no llegas a percibir

¿Cuándo deberíamos usar este remedio?

Este remedio puedes utilizarlo especialmente si se tienen los siguientes síntomas:

  • Letargo
  • Reducción en la atención o alerta
  • Inhabilidad para pensar
  • Pensamientos excesivos de carácter negativo
  • Ira u otras emociones extremas
  • Estrés
  • Cualquier forma de enfermedad física

En el momento en que sientas cualquiera de estas situaciones que estén afectando de manera negativa tu vida puedes realizar este baño para sentirte mejor tanto emocionalmente como espiritualmente.

¿Qué se requiere para el remedio de agua salada?

  • Un balde grande
  • El agua en el balde debe llenarse hasta que pueda cubrir los tobillos
  • Sal de roca
  • Si no es posible encontrar sal de roca, se puede usar sal marina sin embargo la efectividad del remedio se reducirá considerablemente
  • Una toalla
  • Una alfombra de pie

¿Cómo se lleva a cabo el remedio?

Instrucciones paso a paso

Preparación: 

  • Llene un balde (hasta el 50%) con agua para cubrir los tobillos. Añada 2 cucharadas de sal de roca.
  • Ore a Dios con sinceridad y con fe para que la energía negra en usted sea eliminada. También ore específicamente para la destrucción de la energía negra de los fantasmas (demonios, diablos, las energías negativas, etc.) que lo afectan.

El remedio:

  • Siéntese derecho con los pies sumergidos en el agua salada. Mantenga una distancia de al menos 2-3 cm entre los pies. Esto ayuda a una máxima descarga de la energía negra. Si los pies se tocan entonces se obstaculiza la expulsión de la energía negra a través de los pies.
  • Mantenga los pies en el agua salada por solamente 10 a 15 minutos.
  • No exceder el tiempo de 15 minutos pues la energía que fue succionada por el agua (debido al remedio) puede entrar nuevamente al cuerpo.
  • Mientras los pies estén sumergidos, se recomienda cantar el Nombre de Dios.

Al terminar:

  • Luego de finalizar el baño exprese gratitud a Dios y ore para que se cree una cobertura protectora a su alrededor.
  • A continuación, vierta el agua salada en el inodoro y enjuague el balde con agua fresca.