Remedio casero de aceite de oliva para tratar las varices » Ignis Natura
Belleza Medicina Natural Salud

Remedio casero de aceite de oliva para tratar las varices

 

Las varices son uno de los problemas más comunes en las personas que durante el día pasan muchas horas en una misma posición.

Normalmente son visibles debajo de la piel, ya que son venas que se hinchan y retuercen adquiriendo un color verdoso o azulado. La aparición de varices puede advertir sobre la existencia de otros problemas vasculares.

Las varices además representan un problema de carácter estético, ya que suelen aparecer en las piernas, una de las zonas más grandes y expuestas del cuerpo humano, especialmente en las mujeres. Aunque también puedes encontrar varices en otras áreas del cuerpo, de hecho las hemorroides son un tipo de vena varicosa.

Origen y causa de las varices

Las venas poseen válvulas que permiten mantener el flujo normal de la sangre en una sola dirección hacia el corazón. Sin embargo, si alguna de las válvulas se debilita o daña, conduce a que la sangre se detenga y se acumule en dichas venas, las cuales se hinchan conduciendo a la aparición de las venas varicosas.

 Diversos factores pueden incrementar el riesgo de padecer de várices, como los antecedentes familiares, edad avanzada, género, el embarazo, sobrepeso u obesidad y la falta de movimiento durante largas jornadas de tiempo.

Si las varices te causan mucho dolor, debes acudir a tu médico para recibir un tratamiento profesional o para su extirpación. Igualmente puedes realizar ciertos cambios en tu estilo de vida que alivie los síntomas.

Por ejemplo, puedes realizar ejercicio, perder peso, elevar las piernas al descansar y evitar cruzarlas  al sentarte. También se recomienda usar ropa holgada y evitar largos períodos de pie.

Aceite de oliva, tu aliado contra las varices

Ahora si deseas un remedio natural para el tratamiento y la prevención de las varices te recomendamos seguir el siguiente remedio natural con aceite de oliva, es muy fácil de hacer y obtendrás resultados increíbles.

Para ello, necesitas calentar el aceite de oliva a una temperatura media, para evitar cualquier tipo de quemaduras. Masajea todas las zonas afectadas desde abajo hacia arriba en forma circular, lo recomendable es practicar esta rutina a diario para lograr reducir la presencia de las varices en tu cuerpo.