Curiosidades Salud

Ella tiene Alzheimer y su esposo creó una bicicleta especial para poder pasear juntos

El Alzheimer es una de las enfermedades mentales más graves existentes en la actualidad y que cientos de personas de todo el mundo padecen sin cura alguna.

Los graves efectos que genera el Alzheimer en las personas afectadas por este trastorno, dificulta la interacción de dichos individuos con el mundo.

Especialmente considerando que el Alzheimer es un tipo de demencia progresiva que causa la pérdida de la memoria y afecta otras habilidades. Esto deriva en que los afectados puedan incluso olvidar a quienes forman parte de su círculo de amigos, conocidos y tristemente a su propia familia.

En la mayoría de los casos, quienes padecen Alzheimer se enfrentan a la lenta pérdida de gran parte de los recuerdos de toda su vida. Llegando a perder de forma definitiva algunos de los momentos más especiales experimentados y a las personas que forman parte de dicha memoria.

Alzheimer: Un trastorno realmente cruel

El Alzheimer puede ser considerado como el trastorno mental más cruel existente, debido a que su presencia genera un fuerte impacto en quien lo padece, pero sobretodo, afecta y condiciona la vida de las personas de su entorno.

Quienes deben interactuar con un ser querido que en cualquier momento puede llegar a olvidar quien es, donde vive, que hace y a las personas que forman parte de su vida.

Durante los años más recientes, diversas historias de las familias de los afectados por el Alzheimer, se han apoderado de las redes sociales. Como una forma de concientizar sobre el cruel destino al que quienes lo padecen y sus allegados se ven condicionados.

Y es que nadie puede prepararse mentalmente para enfrentarse a un padre, madre, hermano, abuela o abuelo que ya no recuerda quien eres. Es por ello que el Alzheimer representa una de las más arduas batallas que el ser humano se enfrenta y que hasta el momento, no se ha encontrado una cura definitiva

Una historia de amor que le hace frente a la enfermedad

Pese a los devastadores efectos que el Alzheimer trajo a su vida, Bill Forward se enfrenta con la frente en alto contra la enfermedad. Y es que su esposa, Glad fue diagnosticada desde hace varios años, aunque para Bill, esto no representa un obstáculo para su amor.

La pareja lleva junta desde hace más de 50 años, y desde que los síntomas de la enfermedad se hicieron presentes, Bill decidió dedicarse completamente a Glad. Día a día, le ayuda a despertar, bañarse, vestirse, alimentarse y le hace compañía desde que amanece hasta el anochecer.

También realizó modificaciones en el hogar, para que la vivienda resultase cómoda para Glad al momento de desplazarse y reconocer el lugar.

Incluso logró construir una bicicleta especialmente diseñada para poder llevar de paseo a Glad de forma cómoda. Cada tarde, Bill la lleva en un recorrido por los lugares que tanto disfrutaron durante la juventud, incluso si ella no lo recuerda.

Sin duda una demostración de amor y dedicación de parte de un esposo que incluso si logra ser recordado solo un par de veces al año, seguirá a su lado hasta que el destino se los permita a ambos.