Espiritualidad

Cuando desees algo evita comentarlo a otras personas

Al sentir gran deseo, es normal querer informarles a las personas de tu entorno sobre dicho sentimiento sin saber que esto puede generar un efecto negativo.

Normalmente un individuo suele confiar sus sueños, metas y anhelos a las personas más cercanas de su vida en la búsqueda de apoyo, motivación, entendimiento y aceptación.

Las personas que forman parte del entorno social y familiar, suelen ser la mejor fuente de inspiración, soporte y compañía, especialmente cuando necesitas de una mano amiga o de un consejo. Es por ello que es común contarle a tus seres queridos sobre los objetivos que has trazado para tu camino.

Dado que al confiar dicha información con tus seres queridos, puedes contar con su sabiduría, consejos y recomendaciones para encontrar el camino que te facilite cumplir con cada uno de tus objetivos. Incluso se convierten en quienes te impulsan a seguir adelante, cuando experimentas una caída o el fracaso.

Es por ello que para muchas personas, es natural y vital el querer compartir todos sus pensamientos y sentimientos con quienes son de gran valor para sí mismos.  

Aunque esta noble acción se realiza con sentimientos positivos, a veces suele generar un efecto contrario al esperado. Debido a los propios intereses, deseos y pensamientos de la otra persona. Quien puede incluso intentar sabotear tu camino hacia aquella meta que has establecido.

Guarda silencio y protege tus deseos de otras personas

Contrario a lo imaginado, el comentar tus sueños a las personas de tu entorno, puede representar una jugada en contra de tu propio camino. Dado que a veces la mayor amenaza para tus metas y objetivos se encuentra dentro del círculo de amigos y familiares, quienes pueden poner en riesgo todo tu trabajo y sacrificio.

Esto se debe principalmente a la envidia, un sentimiento negativo fácil de provocar ante el éxito, personalidad, apariencia y cualidades de otros. Este sentimiento juega un papel importante en el comportamiento de las demás personas sobre tus sueños y deseos.

Dado que pueden llegar a expresar opiniones en contra, burlarse de tu sueño o criticar tus ideas y planes. Estos comentarios te desaniman y te hacen dudar sobre tu propia decisión, por lo que suelen influir de forma negativa sobre tu concentración y entrega.

A esto le debes sumar la presión que puedes atribuirte a ti mismo, al expresar un gran sueño ante tus seres queridos. Dado que sus expectativas pueden aumentar el temor al fracaso y la necesidad de obtener resultados perfectos ante la creciente presión de decepcionar a quienes confían en tus habilidades y determinación.

personas deseo

Otro factor a tener en cuenta es la excesiva preocupación que normalmente expresan los padres o las parejas hacia tus deseos y anhelos. Y aunque en otro escenario, el sentirte cuidado por otros genera calidez y emoción, cuando se trata de sobreprotección se genera un sentimiento de encierro.

Principalmente porque con la sobreprotección, las personas de tu entorno buscan coartar tu libertad de decisión y pensamiento. Dado que consideran que tu camino y tus deseos, son muy arriesgados y prefieren orientarte hacia una meta establecida por ellos, donde puedan cuidarte y ayudarte.

Sin recordar que toda decisión y camino de la vida posee su propio riesgo, y que posees la libertad para escoger aquello que deseas y anhelas lograr con o sin su compañía.

Es por ello que a veces es mejor guardar silencio sobre tus objetivos y mantener para ti todos tus planes. De esta forma evitas que tu entorno se convierta se convierta en una influencia negativa sobre tus decisiones. Dado que tanto sus deseos de ayudar como la preocupación o la envidia, pueden sabotear tu determinación y concentración en la meta trazada.

Cuida de tus anhelos, objetivos y sueños y disfruta de todo el proceso con sus fracasos y victorias. En caso de querer compartir esta experiencia con otros, asegúrate de que sean individuos en los que puedes confiar plenamente, sin temer a una reacción negativa o excesiva de su parte.