Si eres mujer, la luna llena afecta tu calidad de sueño (incluso días antes)

Si eres mujer, la luna llena afecta tu calidad de sueño (incluso días antes)

La luna y sus ciclos han sido fuente de diversos mitos, cuentos y creencias a lo largo de la historia.

Debido a sus supuestos efectos sobre las cosechas, el nivel de la marea. Las fases reproductivas, tendencias estéticas e incluso en el hábito del sueño.

Sobre este supuesto, un estudio publicado en la revista “Current Biology”, evaluó los patrones de sueño y niveles hormonales en una muestra integrada por hombres y mujeres entre los 20 y 74 años. Específicamente durante la fase de luna llena.

Los encefalogramas de la actividad cerebral revelaron que durante los días de esta fase, el sueño profundo de los participantes, disminuyó hasta un 30 %. Además, el tiempo que tardaron en quedarse dormidos aumentó en 5 minutos y la duración total de sueño también registró una disminución de al menos 20 minutos.

Los participantes de este experimento, aunque conocían que se trataba de un estudio del sueño, desconocían la implicación de la luna en el mismo. Por lo que las creencias personales no afectaron su desarrollo. Además, se ejecutó en un laboratorio sin ventanas. Con el objetivo de distanciar a los sujetos del satélite, evitando así su observación y posible alteración de la investigación.

La luna repercute en el comportamiento humano

Durante el análisis de los resultados, se evidenció una disminución de la melatonina, una hormona responsable de ayudarnos a concebir el descanso. Una posible explicación a este escenario específico radica en una teoría no verificada, según la cual, el ser humano al igual que otras especies animales. En sus inicios poseía un ciclo de actividades vinculado con las fases de la luna.

Por otra parte, un estudio realizado por la Sociedad Europea para la Investigación del Sueño, realizó pruebas en una muestra de 205 personas (entre ellas 91 hombres y 114 mujeres con edades entre los 20 y 84 años).

En este caso, las mujeres participaron afirmaron padecer una disminución en sus ciclos de sueño profundo incluso un día antes del inicio de la luna llena.

En esta investigación los resultados indicaron que la cantidad total de sueño profundo y sueño REM para las mujeres se redujo cerca de la fase de luna llena. Mientras en el caso de la población masculina el sueño REM aumentó en esta misma etapa.

Los propios investigadores se negaron a realizar alguna afirmación con respecto a la posible influencia de la luna llena en el descanso de los seres humanos. Debido a que la evidencia de esta investigación es limitada y difícil de probar la real influencia de la luna y sus fases.