Curiosidades Noticias

Madre obsesionada perfora los condones de su hijo, para tener un nieto

El colmo de los colmos, una madre llegó al limite de perforar los condones de su hijo con tal de tener un nieto a corto plazo.

Cuando los hijos crecen, el sueño de esas madres es tener nietos. Ver y criar a una pequeña parte de su hijo a quien aman con todo su corazón. Por lo que al cumplir la mayoría de edad y tener pareja, no dejan de pedir el nieto.

Pero como bien saben, la decisión de agrandar la familia es solo de la pareja, por lo que tienes que esperar a que ellos decidan que es el momento para tener hijos, para poder disfrutar de ver crecer a su nieto.

Pero hay parejas que no quieren tener hijos, por lo que frustran el sueño de la suegra de criar a su nieto. Pero muchas suegras hacen hasta lo imposible para que cambien de opinión y estos se decidan a darle vida al fruto de su amor.

En la historia de hoy te contaremos, las medidas de desesperación que tomo una suegra para poder tener el nieto o nieta con el que siempre soñó. Pues en este caso la decisión la tomo ella en lugar de la pareja.

Suegra perfora los condones de su hijo

Una mujer hace lo posible por cumplir sus sueños y esta suegra no fue la excepción ya que fue en busca de un método que dejara a su nueva embarazada aun en contra de su voluntad.

Resulta que esta señora, fue a casa de su hijo con la excusa de visitarlos y prepararles una comida. Pero en realidad fue a poner su plan en marcha. Por lo que en un descuido fue a la habitación de su hijo y perforo los condones.

Pero mientras hacía eso, su nuera entro a la recamara y vio el espectáculo. Este hecho fue contado por la víctima en Reddit, al saber que estaba embarazada por culpa de su suegra.

“Cuando abrí la puerta de nuestra habitación, vi a mi suegra tratando de hacer agujeros en nuestros condones”, afirmo la victima

En ese momento el argumento que la señora uso para defenderse fue: “trataba de salvar a familia y el linaje”.

Cuando el peso llego, la nuera le conto todo lo sucedido. Y en ese momento recordaron que la suegra tenía 3 semanas seguidas visitándolos, cosa que no era común en ella, por lo que sospecharon que no era la primera vez que cometía este delito familiar, por así llamarlo.

Inmediatamente la pareja desecho los condones que tenían y compraron una prueba de embarazo, que confirmo lo que estaban sospechando.

Efectivamente el plan de la suegra funciono, y aunque fueron tomados por sorpresa y se encuentran desorientados, ya el bebe viene en camino.

Quizás ahora ellos y los que leen esta historia se sienten abusados e irrespetados, pero al nacer el niño seguro que cambian de opinión.

Si te gusto el articulo compártelo.