Recetas Salud

Enfermedades autoinmunes: alimentos permitidos y prohibidos

Mantener una buena alimentación es importante para el correcto desempeño de tu organismo y ayudar a prevenir la aparición de enfermedades autoinmunes.

Como su nombre lo indica, las enfermedades autoinmunes son aquellas que se originan en el  sistema inmunitario, responsable de protegerte de enfermedades o infecciones. En este caso el sistema inmunitario funciona como agresor, en vez de defender tu organismo.

Aunque no se conocen las causas detrás de las enfermedades autoinmunes, lo cierto es que tienden a ser hereditarias, y en ellas es de vital importancia la permeabilidad intestinal.

Origen de las enfermedades autoinmunes

El intestino es un órgano semipermeable, lo que permite la absorción de los nutrientes al tiempo que bloquea los elementos peligrosos para tu organismo. Sin embargo, cuando la permeabilidad es alterada, tiende a afectar el sistema inmunitario, produciendo inflamaciones y enfermedades autoinmunes.

Estas patologías no poseen un patrón de comportamiento determinado y sus síntomas dependen de cada caso individual, aunque el único constante es la inflamación. Es por ello que cada tratamiento dependerá de la enfermedad, causas y los síntomas presentes en cada paciente diferente.

En la actualidad se conocen más de 80 diversas enfermedades autoinmunes, aunque las más comunes son:

  • Enfermedad celíaca
  • Artritis reumatoide
  • Esclerosis múltiple
  • Hepatisis autoinmune
  • Tiroiditis de Hashimoto
  • Síndrome de Guillain-Barré

El protocolo autoinmune

El llamado «protocolo autoinmune» consiste en determinadas restricciones en la dieta alimenticia de las personas diagnosticadas con alguna de las enfermedades autoinmunes. Aunque al tratarse de una dieta saludable y balanceada, también es apta para cualquier persona.

Este régimen alimenticio descarta el consumo de cereales, legumbres, productos lácteos y de azucares añadidos. Igualmente retira de la lista de compra a aquellos ingredientes capaces de inflamar el aparato digestivo como:

  • Huevos
  • Frutos secos
  • Endulzantes artificiales
  • Bebidas alcohólicas
  • Algunas especias
  • Café
  • Cacao

Sin embargo no debes asustarte, no se trata de eliminar por siempre estos alimentos. Al contrario se trata de removerlos al inicio del programa, pero al avanzar y mejorar el síndrome de permeabilidad intestinal, podrán ser reincorporados en el futuro, una vez que sean apto para tu cuerpo.

Alimentos «prohibidos» para pacientes con enfermedades autoinmunes

Los alimentos no recomendados dentro de esta dieta son aquellos procesados, con altos niveles de calorías o que contienen bajo valor nutricional.

Aunque en una dieta normal tienden a ser comunes, para los pacientes con enfermedades autoinmunes, pueden ser perjudiciales ya que causan una mayor inflamación del sistema digestivo. Entre estos alimentos se encuentran:

  • Snacks y procesados industriales.
  • Cárnicos como embutidos, carne picada o fiambres.
  • Pescados como el atún  o el salmón por su contenido en metales pesados.
  • Fritos, ya que irritan el aparato digestivo.
  • Conservantes y colorantes.
  • Gluten, dado que puede inflamar algunas zonas cerebrales, por lo que se asocia a la aparición de diversos trastornos autoinmunes.

Alimentos recomendados

Esta dieta recomienda la ingesta de alimentos con alto contenido en hidratos de carbono, aunque debes revisar que no contengan gluten en su composición. Entre estos alimentos se encuentran: las patatas, la yuca, los boniatos, entre otros. Los cuales resultan fáciles de digerir y versátiles en su cocción.

Los alimentos ricos en grasas saludables como la Omega 3 y 6 son importantes debido a los beneficios que le brindan a tu salud, además de funcionar como antiinflamatorios. El aguacate, el pescado azul, las semillas y los aceites vegetales forman parte de este grupo de alimentos.

Igualmente se recomienda el consumo de otros alimentos para equilibrar la flora intestinal y mejorar la función inmune. Beneficiando así la mejora de la permeabilidad del intestino y por ende, del sistema inmunitario. Estos alimentos son:

  • Azafrán por ser un inmunomodulador.
  • Canela, ya que su benzoato de sodio, parece ser eficaz en el tratamiento de la esclerosis múltiple.
  • El té verde, dado que ayuda a regular la función inmune.