BlogCuriosidades

9 Secretos que los Supermercados NO quieren que sepas jamás!

¿Te ha sucedido que vas al súper por un par de cosas (según tu) y sales con el triple de lo que pensabas? Pues esto se debe a la mercadotecnia y sus trucos para que seamos consumidores.

Esto va de la mano con la psicología, pues las grandes cadenas de supermercados se valen de la ciencia para planear estrategias de venta. Y se han desarrollado muchas “artimañas” de las cuales no somos conscientes, pero que nos hacen consumir más.

Si no quieres caer en estas “brujerías”, lleva tu lista de compras y ponte una máscara como caballo de carreras para que no te permita mirar a los lados. 

O puedes aplicar los siguientes trucos:

1. Que no se te olvide nunca: Los productos que están a punto de vencerse, son los que siempre están primeros en los estantes. Lo ideal es siempre tratar de llevarse los que están en el fondo, especialmente si no van a ser consumidos de inmediato. Claramente, siempre debes mirar la fecha de caducidad del producto.

2. El hecho de que encuentres una oferta, no significa que todo lo demás sea favorable a tu bolsillo: es decir, si la cerveza está en promoción, es muy probable que alguna carne especial esté más cara.

3. Ten precaución con las promociones que dicen “lleva 2 y paga 1”: Aunque podría ser cierto, no te dejes engañar y comprueba, ya que en ocasiones simplemente pueden vender a 1 solo precio, pero que es la suma de los dos productos.

4. Los estantes inferiores están orientados a los niños, por esto es que los productos más costosos que atraen su atención suelen ser puestos allí.

5. Debes estar atento/a de los productos que estás consumiendo. Algunos jugos, refrescos y otras bebidas frías, generalmente están cerca de su fecha de vencimiento.

6. Los artículos más “imprescindibles” SIEMPRE están al fondo. Casi siempre los productos cárnicos y la panadería están al fondo del supermercado; con esto buscan que recorras todo el lugar y llegues con el carrito hasta el fondo, cuando solo ibas por dos bolillos. Podría ser que algún producto “extra” atraiga tu atención y lo pongas en el carro…

7. Ubican productos en la caja para incitar compras impulsivas y “de último momento”. Por ejemplo, pilas, desodorantes, hojas de afeitar y ¡muchos dulces!

8. Ten especial cuidado con la carne molida, ya que esta podría contener trozos de carne en descomposición dentro de ella. Es un poco asqueante, pero es verdad, algunos supermercados mezclan cortes de otras carnes, ya que así no pierden ni “mercancía” ni ganancias; por lo tanto, procura escoger tu carne y molerla en casa.

9. No te olvides de lavar lo que compraste, antes de guardarlo; aunque no parezca, las ratas y cucarachas son muy comunes en las bodegas de almacenamiento de los supermercados.

Si sabes algún otro truco usado por los supermercados, no dudes en compartirlo con nosotros.